martes, 31 de enero de 2017

ENTREVISTA PARA FEMINA (FRANCIA)

Jamie Dornan: "Esta imagen de sex-symbol está empezando a irritarme seriamente"


Después de la primera parte de las aventuras de Christian Grey, Jamie Dornan regresa en su secuela llamada Cincuenta Sombras Más Oscuras. El seductor británico se confiesa a femina.fr en su nuevo estado de estrella internacional.

Antes del debut de las aventuras de Cincuenta Sombras de Grey, ha recibido muchas críticas. ¿El éxito de esta película ha sido una venganza que te hizo querer cambiar la siguiente?
No soy tonto, y no hubo animosidad de mi parte con algunos críticos. Tomé el papel de Christian Grey sólo cinco semanas antes de empezar a rodar, después de la sustitución de Charlie Hunnam. ¡Puedo decirte que realmente no era una manera saludable de comenzar una película! Después de recoger más de 600 millones de dólares gracias al primer largometraje, pude hacer la siguiente en mejores condiciones y con un ambiente mucho más agradable.

¿Ha sido más fácil rodar escenas de desnudos cuando grabaste esta segunda entrega?
Sabes, siempre he estado cómodo con mi cuerpo. Creo que también es el caso de Dakota. Las escenas de amor nunca han sido un problema para nosotros. Creo que rápidamente conseguimos crear un clima de confianza y que el público lo sentirá aún más en esta segunda parte.

¿Cambió esta saga su visión del amor y las relaciones sexuales en general?
¡Absolutamente no! Las prácticas de Grey no son mi taza de té (se echa a reír). No estoy en ese tipo de cosas. El sadomasoquismo y otras prácticas de este tipo no forman parte de mis costumbres (se sonroja y sonríe). Soy un hombre de extrema simplicidad en todos los niveles.

¿Cómo manejas tu estado de sex-symbol en la actualidad por Cincuenta Sombras de Grey?
¡Francamente, no muy bien! (sonríe) Prefiero que la gente me encuentre seductor en lugar de feo, pero, debo admitir, que esta imagen de sex-symbol comienza seriamente a molestarme. Me gustaría que el público apreciara mi trabajo como actor en vez de felicitarme por mi físico.

¿Cómo es tu vida ahora ya que estás permanentemente en el candelero?
Tengo una vida más normal que cualquier otra persona. Vivo en el campo en plena compañía de mis ovejas. Mi esposa y yo elegimos ofrecer a nuestras dos hijas una vida tranquila lejos de la ciudad y especialmente de Hollywood. Esto es muy importante para mi equilibrio y el de mi familia. Creo que es probablemente por eso que sé cómo manejar el éxito.


[Fuente: Femina]

JAMIE EN LOS ÁNGELES (PROMO "DARKER")

DÍA 1

GRABACIÓN "THE ELLEN SHOW" (30/01)










GRABACIÓN "TODAY SHOW" (30/01)






DÍA 2

"JIMMY KIMMEL LIVE" (31/01)








DÍA 3

SORPRESA EN "THE TALK" (01/02)









"CONAN O'BRIEN" (01/02)




DÍA 4

"DARKER" PREMIERE (02/02)



DÍA 5

"PRESS JUNKETS" (03/02)

















ENTREVISTA PARA "SUNRISE" (AUSTRALIA)



domingo, 29 de enero de 2017

ENTREVISTA PARA PORTFOLIO PUBLICATIONS

Jamie Dornan toma el control

Una vez finalizado el rodaje de la trilogía de Cincuenta Sombras, el galán irlandés Jamie Dornan concentra su energía en el siguiente paso de su carrera y en su vida familiar.


Tiene encanto, es guapo y desprende el carisma propio de una estrella de cine, pero el ascenso de Jamie en el mundillo de Hollywood ha sido de todo menos directo. El ex-modelo de 34 años ha tenido que trabajar más que mucha otra gente para demostrar que es algo más que una cara bonita; inexplicablemente, ha sido su interpretación de un frío e inmisericorde psicópata en The Fall, en BBC Two, la que ha dejado bien patentes sus altas capacidades como actor protagonista.

Puesto que su estatus como "sex-symbol" ya está certificado gracias a su papel de Christian Grey en Cincuenta Sombras de Grey, da la sensación de que Dornan se siente atraído por personajes más jugosos y más exigentes, y no hay mejor modo de iniciarse que con la reciente Anthropoid, un drama ambientado en la Segunda Guerra Mundial. "Me sentí atraído por la película porque la historia era muy potente y cautivadora, no porque así estuviese haciendo algo totalmente distinto a lo que había hecho con anterioridad",dice Dornan.

"En lo que se refiere a los papeles que escojo, quiero ser capaz de hacer cosas diferentes y enfrentarme a nuevos retos. Quiero ser capaz de narrar distintos tipos de historias. Últimamente he estado interpretando a personajes con un gran control sobre lo que les rodea. Sin embargo, en esa película, aunque mi personaje era parte de la resistencia, no estaba seguro de sí mismo y tenía una gran carga de vulnerabilidad dentro de él, y eso me resultó tremendamente atractivo."

Esa sensación de seguridad es, probablemente, la mayor referencia de que, por la forma en la que trabaja, Dornan nunca se verá encasillado. Todos conocemos a una serie de actores en particular que dominan un género o tipo de personaje y se ciñen a éstos de forma rígida sin que importe el tiempo o lo variable de la industria "hollywoodiense"; pensad en Dwayne Johnson, Vin Diesel y Jason Statham por sus implacables héroes de acción, o tal vez Meg Ryan, Jennifer Aniston y Helena Boham-Carter por sus vulnerables, aunque encantadores, personajes femeninos.


Dornan se protege de todo eso, incluso en relación con los actores con los que trabaja. En Anthropoid tiene enfrente a Cillian Murphy, y ambos tienen una química que es esencial para la trama de la película, así como de cara al componente emocional de la misma. Es profundo, creíble y sincero. En esta segunda entrega, más erótica, de su interpretación de Christian Grey - Cincuenta Sombras Más Oscuras - hay otra capa de intriga y talento interpretativo que va más allá de ese papel de controlador, autoritario y azorado que vimos en la primera película, aunque los espectadores podrán juzgar por sí mismos cuando la película llegue a los cines el 10 de Febrero.

Pese a su reputación asociada a personajes masculinos muy serios, en la vida real el actor muestra su encanto irlandés, fácil de tratar y amable. Nacido en Belfast, Irlanda del Norte, Dornan creció en Holywood, County Down. Trágicamente, su madre falleció a causa de un cáncer de páncreas cuando él tenía 16 años, y fue la segunda esposa de su padre, Samina, quién le animó a intentar labrarse una carrera como modelo. Tal vez es por la educación tan cercana a su familia por lo que ésta es tan importante para él.

En la actualidad, reside en Notting Hill con su esposa, Amelia Warner, y sus dos hijas, la mayor de tres años y la pequeña de nueve meses. Jamie es un hombre en paz con su vida. Es protector para con su familia, y cuando se le pregunta si le preocupan las respercusiones de la fama, él replica: "No pienso mucho en eso. Llevo una vida muy normal. Estoy casado con la mujer más maravillosa del mundo y tenemos dos hijas que me mantienen con los pies en la tierra y me hacen muy feliz."

Aunque fue algo dubitativa en un principio, la carrera como actor de Jamie ha tomado un rumbo imparable, con papeles ya confirmados en Robin Hood: Origins, de Lionsgate, junto a Jamie Foxx, y el drama americano Untogether, con la protagonista de Girls, Jemima Kirke. Con la última entrega de Cincuenta Sombras ya en el proceso de post-producción, realmente 2017 representa un momento en el que Dornan puede permitirse el lujo de elegir sus nuevos proyectos dentro de cualquier género cinematográfico.


No obstante, y como de costumbre, le resta importancia a su inmenso éxito, y mostrando su sonrisa, marca de la casa, afirma de manera informal: "La pura verdad es que tengo mucha suerte por poder disfrutar de todas estas oportunidades. Acabo de terminar varios proyectos y ahora estoy disfrutando de mi familia y lo que eso conlleva. Quiero seguir esforzándome y no dar nada por sentado, algo que en esta industria es más fácil de decir que de hacer, pero ir a trabajar cada día es un placer, y hacer algo distinto, real y original es lo que realmente importa y tiene sentido."

Y ante la pregunta de qué tiene prioridad, ¿el trabajo o la familia? Sonríe: "¿De verdad hace falta que responda?"

viernes, 27 de enero de 2017

ENTREVISTA PARA "BEST MOVIE" (ITALIA)

El actor habla sobre su retorno a su papel como el Sr. Grey, y nos cuenta sobre cómo el hábito sexual de su personaje no habría afectado en lo más mínimo en su tranquila vida bajo las sábanas.


Antes de Cincuenta Sombras de Grey pocos recuerdan su nombre.
Nació en 1982, originario de Belfast, una carrera de modelo en el pasado (durante diez años estuvo entre los mejores pagados del mundo), Jamie Dornan debuta en la película del 2006, Marie Antoinette de Sofia Coppola; aquel papel, sin embargo, no le hizo conseguir otras películas. Por lo tanto, para tener su revancha, Jamie llegó a la pantalla pequeña, donde fue aplaudido por la crítica gracias a The Fall. Pero si el personaje del brutal asesino en serie Paul Spector sigue siendo su mejor actuación (y una del que debe estar muy orgulloso), el punto de inflexión viene con la saga basada en las novelas ‘porno para mamás’ de E.L. James. La primera parte de la franquicia, que llegó con récords de taquilla, catapultó el rostro de Dornan en los reflectores de Hollywood, y es inexorablemente asociado al multimillonario seductor, Sr. Grey. Un hombre, de hecho, muy diferente al actor en la vida real, quien vive aislado en un campo inglés y no tiene ningún interés en practicar el BDSM con su esposa – la actriz y cantante – Amelia Warner. Más allá de la engañosa afinidad entre el Sr. Grey y Jamie Dornan, Cincuenta Sombras, le dio una indiscutible visibilidad, y de hecho el 2016 le hizo añadir tres títulos a su currículo: The 9th Life of Louis Drax de Alexandre Aja, el thriller Anthropoid y una película de guerra producida por Netflix, The Siege of Jadotville. Escondido detrás de esa barba que crece para camuflar esa belleza que a menudo lo hace sentir incómodo, Jamie nos contó los detalles de Cincuenta Sombras más Oscuras.

¿Cómo ha cambiado tu vida después de Cincuenta Sombras de Grey?
Ahora mucha más gente sabe quién soy. Ser parte de una película que logra 600 millones de dólares en taquilla, ayuda en tu carrera, y de hecho después llegó a mí, The Siege of Jadotville y Anthropoid: proyectos en los que desesperadamente quería participar y que nunca habría hecho si no hubiera sido por Cincuenta Sombras.’

¿La popularidad ha afectado tu privacidad?
Cincuenta Sombras ha aportado una gran atención sobre mí, pero mi vida no ha cambiado, al menos en los aspectos importantes: nada ni nadie jamás pueden cambiar mi vida, o a mi esposa o a mis hijos. Pero sí, por supuesto que estás rodeado de fans, o cenando en Los Ángeles rodeado de rabiosos paparazzis. En esas ocasiones me siento una persona diferente, pero siguen siendo 10 noches al año, el resto del tiempo vivo una vida bastante tranquila. Con mi familia hemos optado por vivir en el campo, ¡cuando abrimos las puertas solo hay ovejas!

Esta vez estuvieron grabando en Francia.
Sí, estuvimos en París y más tarde en el sur: estábamos en Niza durante el ataque terrorista, y fue horrible. En París, sin embargo, hubo una extraña coincidencia: me quedé en la misma habitación de hotel donde estuve para el rodaje de Marie Antoinette de Sofia Coppola, mi primera película hace 12 años. Y estuvimos también en el Paris Opera, donde rodamos una escena de máscaras.’

La directora de la primera película, Sam Taylor-Johnson, no volvió para la secuela. ¿Eso ha influido en su trabajo?
El cambio trajo una nueva energía. Tuvimos suerte: Si hubiera llegado un mal director, no sé lo que habría sucedido, en parte porque Dakota y yo fuimos muy cercanos a Sam Taylor-Johnson. James Foley es una persona muy diferente a Sam, pero lo ha hecho muy bien. La primera película fue un éxito: Quiso honrar lo que había hecho. Y de todos modos, nunca es fácil subirse a un barco que ya zarpó sin ti. Jimmy es un gran profesional. Su trabajo en House of Cards es excepcional.

¿Qué tan importante  ha sido la sintonía con Dakota para esta película?
La química entre los protagonistas es importantísima en cualquier película, pero para Cincuenta Sombras es crucial: y con Dakota debíamos tener la capacidad de conectar enseguida. Afortunadamente hemos disfrutado juntos, porque soy la única persona que sabe lo que ella ha atravesado y ella es la única que sabe lo que he atravesado yo. Hay un respeto mutuo, somos grandes amigos. En el set a menudo bromeamos, algo básico cuando tienes que lidiar con este tipo de contenidos. La historia nos hace caer en ambientes que no son cómodos, especialmente para ella, que se encuentra en situaciones de vulnerabilidad y a menudo desnuda; en esos contextos, un poco de humor ayuda.

¿Te molesta filmar escenas desnudo?
Sabía exactamente lo que tenía que hacer. Tenemos acuerdos bastante específicos de cuánto es lo que se mostrará. En este papel he expuesto mucho, pero no me sentí incómodo. La desnudez no me avergüenza: no soy un puritano, no crecí en un ambiente cerrado. Para poder rodar una escena de sexo o un diálogo, es exactamente lo mismo: en ambos casos hay gente moviéndose delante de la cámara. Simplemente, es un trabajo.

¿Qué aprendiste de la sexualidad BDSM?
Debo admitir que cuando me mencionaron el BDSM no sabía mucho. Simplemente es una cosa que no me interesa ni a mí ni a mi esposa. La película no ha cambiado nuestros hábitos sexuales’ (se ríe).


¿Christian Grey te enseñó algo?
Christian no es para mí un ídolo a imitar: Hay muchas cosas de él, cómo se controla a sí mismo y como es con las mujeres, que no me gustan necesariamente. Creo que sí tiene aspectos positivos, como su enfoque por el negocio. Es despiadado y siempre se las arregla para lograr grandes resultados: por lo que se pude aprender algo de él, pero no en asuntos de amor.’

¿Te molesta ser juzgado solo por tu aspecto, ser etiquetado como un ‘hombre ardiente’?
¡Hay peores etiquetas! Pero admito que una parte de mí desea que mi nombre se asocie a mi capacidad actoral, o a otros proyectos más que Cincuenta Sombras, como The Fall, eso es emocionante. La belleza es una cosa con la que puedes conseguir cosas cuando eres joven. Por eso me gusta lo difícil, los papeles donde me tengo que crecer la barba: me hacen sentir un hombre.

En la nueva parte de Cincuenta Sombras, hay algo de barba.
Sí, muy corta. La película se lleva a cabo cuatro o cinco días después de la primera, y cuando leí en el guión que mi personaje tenía un poco de barba, estaba muy contento: odio afeitarme, es lo peor del mundo para mí y soy tan torpe. Siempre me corto. Para la nueva película que estoy rodando (Untogether) la barba era uno de los requisitos en el guión: por eso está tan larga ahora. De todas formas estoy bien y mi esposa lo prefiere así.’

Tradicionalmente, las películas de Cincuenta Sombras se estrenan en el día de San Valentín. ¿Eres del tipo romántico que celebra esa fecha?
Romántico o no, hacer una campaña para ver Cincuenta Sombras en el día de San Valentín es una gran idea (risas). Sé que muchas personas tienen problema con eso, lo entiendo, pero yo siempre trato de ser romántico en cualquier ocasión. Lo importante es ser romántico siempre, no solo ese día.’

En 2015, E.L. James publicó un cuarto libro de la saga: Grey. ¿Hay alguna posibilidad de verte en otra película después de la trilogía?
Dakota y yo terminamos de rodar, terminamos nuestro contrato. Mientras no se decida algo más, ya terminamos.